Archivo para 16 agosto 2013

La confianza en Romano

Terminó la era de Manuel Lapuente en el Puebla. Un regreso después de 20 años que no tuvo nada que ver con aquella época dorada de La Franja campeonísima y poderosa. Los resultados no fueron los idóneos y la paciencia se agotó tras no poder ganar en estos cuatro partidos del Apertura 2013 y encadenar desde el torneo anterior sólo una victoria en los últimos 13 partidos de Liga, más otros cinco en Copa que tampoco se pudieron ganar. Números desastrosos.

La idea de recuperar la identidad y que los rivales tuvieran miedo de visitar el Cuauhtémoc sólo fue un espejismo. Al inicio se mostraba esa lucha y ese equipo ofensivo que en ocasiones volvió pero sin la claridad en la ofensiva para someter a los rivales y en casa sólo se ganaron dos partidos de los once que se jugaron. Se hablaba de mala suerte por los empates o derrotas sufridas en los últimos minutos pero es increíble que esa situación se siguiera repitiendo sin corregir esas desatenciones que terminaron por poner al club en peligro de descenso nuevamente.

Lapuente tiene razón, el plantel es corto, pero no puede ser pretexto para no buscar algo más que la salvación. El Puebla ha sido competitivo en casi todos los partidos pero ha caído en los mismos errores de planteamiento de partidos, de colocar jugadores en posiciones donde no rinden su máximo o perjudican el funcionamiento del equipo y sin la suficiente agresividad o en su caso explotar la velocidad al contragolpe cediendo la iniciativa. Y claro, mucho pelotazo sin sentido que ha desesperado a miles en las butacas del Cuauhtémoc. Sigue leyendo

Anuncios

Hasta siempre Chucho

La leyenda de Christian Benítez daba para que fuera más amplia, para sumar a sus cuatro torneos de liga – dos con El Nacional, uno con Santos y otro con América – y sus otros cuatro trofeos de goleo individual en la liga mexicana, otros muchos éxitos que estaban por venir, con El-Jaish Sports Club, la selección ecuatoriana y seguramente en algún club europeo.

Pero los golpes de la vida no avisan y a sus 27 años ha sufrido una trágica muerte horas después de su debut con el equipo qatarí al cual recién había llegado buscando su ‘plan de retiro’ por un contrato de tres años para ganar 6 millones de dólares aproximadamente en cada uno de ellos, más del doble de lo que percibía en el América, donde era el mejor pagado del club y de la toda liga.

Tras la segunda autopsia se informa que ‘Chucho’ padecía una enfermedad cardiaca congénita y no habrá sido negligencia médica como se había informado. Difícil de detectar ya que se había sometido a exámenes médicos en varias ocasiones, lo único anormal detectado era la falta de un ligamento en la rodilla izquierda, situación por la cual el Birmingham City no confió en que tuviera un buen desempeño dándole pocos minutos y tampoco ejerció la compra de su carta en su momento. Pero en el tiempo que jugó en su país tanto con su selección como su club o en México nunca fue algo que lo detuviera en su perfil goleador. Sigue leyendo